Presentador sobre la castidad ofrece un informe acerca de: Pornografía a castidad

Posted:

La pornografía no discrimina dice Matt Fradd, un conocido presentador Católico y presentador sobre la castidad.

“Afecta a hombres y mujeres”, Fradd le dijo a la audiencia que se reunió el 24 de febrero en el Auditórium Bishop McVinney los cuales llegaron a escuchar la presentación acerca de los “siete mitos” de la pornografía. El presentador dijo que muchos defienden la pornografía diciendo que “no es adictiva y que “solo es una fantasía y no afecta mi vida para nada”.

“La industria de la pornografía quiere hacernos creer que a (los actores femeninos de pornografía) les encanta ser degradados por estos actos perversos” dijo Fradd, quien mencionó que él mismo estuvo luchando con esa adicción. Fradd es miembro del Proyecto Castidad, y es fundador de “El efecto de la pornografía” y es autor del libro “Enviado- Historias verdaderas de hombres y mujeres que estuvieron en la pornografía y ahora están en castidad” Fradd es nativo de Australia, y viaja alrededor del mundo contando la historia de su adicción a la pornografía y como la gracia de Dios lo liberó y le enseñó a amar. El camino no ha sido fácil, ha sido difícil a veces porque Fradd le advierte a la audiencia que la pureza es un camino diario, no es un destino. “No quiere decir que mañana no puedo caer” dice Fradd.

Las estadísticas de la pornografía son asombrosas. De acuerdo a Coventant Eyes, ha habido alrededor de 370 millones de búsquedas de pornografía en las redes desde que comenzó el año 2015. Una de cada cinco búsquedas en la red es para pornografía, y el 25% de los que usan Smartphone admiten que han usado sus aparatos para buscar pornografía.

La pornografía es un gran negocio. La industria de la pornografía genera cerca de 13 billones de dólares al año y a través de la red cerca de 3 billones.

“Luchar con la industria de la pornografía es como sentarnos en bote de remos, o tirar canicas a un buque de guerra, lo cual parece muy gracioso”, dice Fradd, quien también iba a tener una presentación el Providence college después de su plática en el Auditórium Bishop McVinney el cual está ubicado en el edificio diocesano. La oficina de Respeto a la Vida junto a la Oficina del Ministerio Juvenil, la Oficina de Evangelización, Formación de fe, la Oficina de Prevención y la Oficina de escuelas católicas fueron las que auspiciaron este evento.

Paola Lois es coordinadora de la oficina del Ministerio de La vida y Familia y dijo que la diócesis capitalizó la oportunidad de tener a Fradd como presentador después que se dieron cuenta que estaba en el área. Ella dijo que “es un asunto importante en la vida” que afecta toda el área familiar incluyendo al matrimonio. “Es algo que es un problema en todas partes. Es un gran problema para los niños” dijo Lois. Muchos estudiantes que se están preparando para recibir el sacramento de la confirmación asistieron a estas pláticas, “La pornografía: 7 Mitos expuestos”. Por un tiempo de 90 minutos Fradd los expuso:

1. Si la gente no tiene pornografía, están expuestos a sentirse depresivos y neuróticos. “Para mí, esto es como si dijéramos, “Oigan, ustedes tienen que ser gordos. Si no están gordos van a ser anoréxicos. Usted no quiere que la gente sea anoréxica. Necesitamos que la gente sea lo más gorda que se pueda”

2. La pornografía es un entretenimiento para adultos. Fradd describe de una manera fuerte lo triste y degradante el ambiente de estos clubes de desnudos- los “clubes para caballeros”- los cuales muchas veces están situados en sitios desolados.

3. “Los que trabajan en la industria de la pornografía, aman su trabajo”. Fradd recuerda su propia búsqueda en ese ramo y las entrevistas que hizo a varios actores y ellos le han dicho que han sufrido desde abusos hasta negligencia y también ha tenido abuso de alcohol y drogas y también han sido víctimas de violencia doméstica. “es algo realmente profético y triste” dijo Fradd.

4. “La pornografía es solo fantasía, no afecta mi vida” No solo distorsiona a los que la usan sino que cambia la perspectiva de la sexualidad, la inherente dignidad de cada persona, los vuelve adictos y los hace que tengan dificultades para estar íntimamente con sus esposas o esposos. “El propósito de esta industria es la promesa que la mujer existe solamente como placer sexual”. Dijo Fradd.

5. “La masturbación es buena para usted”. Fradd comparó la masturbación como una idolatría erotizada. “La masturbación es algo desordenado”

6. “La pornografía no es adictiva” La neurociencia prueba todo lo contrario, dice el, y agregando que un estudio revela que los períodos prolongados de adicción de pornografía daña el cerebro y sus funciones cognitivas. El repetido uso de pornografía es uno de los pecados más confesados dicen los sacerdotes. Fradd comparó la adicción a la pornografía con la pelea con un luchador, pero dice que puede sobreponerse a través de orar más seguido, recibir los sacramentos, y evitar la tentación de ver imágenes pornográficas y no leer esa clase de literatura. “No va a pasar de la noche a la mañana” dice Fradd, “Pero va a pasar”.

7. “Una persona no puede liberarse de la adicción a la pornografía” Fradd dice que han pasado varios años desde que el usaba la pornografía, pero él dice que ha sido un camino largo y arduo, y que nunca se va a garantizar que ha quedado su problema en el olvido. “Si usted ve la liberación de la pornografía como un destino, usted lo va a ver como algo perpetuamente frustrante”. Dijo Fradd. Para evitar la pornografía, existen pasos prácticos, primero hay que admitir que tienen un problema, abstenerse de excusas y tomar responsabilidad personal, hacer “metas alcanzables” no usar la pornografía un día o una semana a la vez y tener un compañero responsable. “Yo no conozco a nadie que haya dejado la pornografía sin la ayuda de nadie”, dijo Fradd recordándonos de la misericordia abundante de Dios.

La presentación de Fradd impresionó a mucha gente incluyendo a Tracy Robinson quien asiste a la parroquia de St. John Vianney en la ciudad de Cumberland. El hijo de ella asiste a las clases de confirmación. “Al principio pensé que era algo desconcertador. Pensé que era algo muy fuerte para ellos pero talvez no estoy muy al tanto de que muchos jóvenes que cursan el octavo grado pueden tener adicción a la pornografía, dijo ella. “Eso me desconcierta pero a lo mejor es mi culpa por ignorante y no informarme. Yo no sé qué tan disponible está la pornografía en este momento.

Su hijo Zach Robinson tiene 14 años y dijo que la plática de Fradd estuvo muy interesante y entretenida. “El usa humor y ciencia para hacerla muy interesante” dijo Zach. Guillermo Garcia un residente de la ciudad de Boston y a quien Lois invitó a venir, dijo que el estilo de Fradd para dar su plática, motivó a los que asistieron a poner atención y a llevarse las armas necesarias para luchar contra la pornografía. “Esperemos que sea un cambio de vida” dijo Garcia.